Una aproximación a Frederick Wiseman

Frederick Wiseman
El cinéma-vérité (también conocido como "cine-verdad") intenta mostrar, sobre todo en su vertiente estadounidense, la acción desde un punto de vista ajeno, lo más alejado posible de lo que ocurre. Uno de los grandes maestros del género, Frederick Wiseman, extrema estas características con su último documental, State Legislature (2007). Sin entrevistas, sin comentarios y menos aún voces en off se interna durante casi cuatro horas en el trabajo de la legislatura de Idaho, un estado de poco más de 1,3 millón de habitantes del noroeste de Estados Unidos.

La cámara omnipresente y minuciosa de Wiseman muestra las sesiones legislativas en las que se discuten algunas cuestiones controversiales: la desregulación de los servicios públicos, la violencia escolar, la separación de Iglesia y Estado, la prohibición de fumar en ámbitos públicos, el matrimonio entre personas del mismo sexo. Entre uno y otro debate se ven curiosidades, charlas de pasillo y la labor cotidiana de uno de los tres poderes del Estado: desde las visitas guiadas de estudiantes hasta la limpieza del edificio. Sin preámbulos, el director nos mete de cabeza en cada segmento y hay que ir armando la situación con los pedazos sueltos que van apareciendo en pantalla.

Lobbys, contradicciones, aciertos y lisas y llanas imbecilidades pasan por el documental, que exhibe sin condenar pero con una mirada crítica las complejidades, riquezas y limitaciones del sistema democrático.

Escena de State LegislatureEste último trabajo de Wiseman, que en unos días cumple 78 años, se exhibió tres veces durante el noveno Bafici. Fue una de las pocas posibilidades que existen en esta parte del mundo de acercarse a su obra, que a lo largo de casi cuarenta años desmenuzó de manera lúcida las instituciones de Estados Unidos. Allí se suelen emitir en la televisión pública; aquí no llegan ni al cable, salvo alguna excepción: I-Sat estuvo pasando este año Domestic Violence (2001), pero no la tiene en su grilla de este mes.

En el número 179 de la revista El Amante se publicó una entrevista con Wiseman. El maestro del cinéma-vérité, un hombre parco y difícil de entrevistar, aseguraba que en los próximos meses se editarían en DVD todas sus películas. "Me interesa mucho que lleguen al público en general, si es que este quiere verlas. También me gusta comer y esa es una buena razón para que se vendan las películas", explicó. Aún no hay novedades al respecto.

Por eso, una buena posibilidad de aproximarse al personaje puede ser el próximo programa televisivo de El Amante, que se emite por Canal (á) y estará dedicado íntegramente a este "hombre sabio", según la traducción literal de su apellido. Se estrena este jueves a la 1 y repite el mismo día a las 6, 12, 17 y 22, el sábados a las 20, el domingo a las 21.30 y el lunes a la 1.30, 6.30, 12.30, 17.30 y 22.30. ■

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada